Síguenos:
Edición digital

Imagen principal de la noticia

Súbete a los tacones

Actualizado: 13/1/2021 15:01 - Lorena Mayordomo
Actualizado: 13/1/2021 15:01 - Lorena Mayordomo

Cuentan que Filomena, según la mitología griega, era hija del rey de Atenas, Pandión. Dicen que las que ahora llevan ese nombre se caracterizan por ser mujeres distinguidas, refinadas y de carácter apasionado. Tanta energía que hasta con su nombre ha sido bautizada la peor borrasca de este siglo.

Un temporal que nos ha bajado de los tacones y dejado tirados en las carreteras. Un frío invernal no apto para tacones de aguja. Montañas de nieve que nos mantienen tiritando y que nos han obligado a sacar esquíes, trineos, raquetas y crampones. El mejor complemento estos días para hacer frente al hielo, digno del rodaje en Cuenca de Frozen III.

Con Gore-Tex y prendas impermeables siguen intentando despejar la provincia cientos de operarios y voluntarios. Agricultores y ganaderos. Alcaldes y alcaldesas. Gentes sencillas del corazón de nuestra tierra frente a metros de nieve. Arremangados. Tenaces. Sin cámaras, sin fotos. Con ganas. Tristes de ver cómo no quedan manos en la Cuenca despoblada para retirar la nieve acumulada a las puertas de las viviendas de los cascos urbanos. Muchos ya casi deshabitados. En la mayoría de las localidades más pequeñas sólo perviven octogenarios y nonagenarios, enfermos, sin fuerza, con bombonas de oxígeno. “Antes hacía cada uno su rodal. Ahora ya no pueden. Cada vez somos menos”, lamenta al otro lado del teléfono José Rodrigo, de Laguna del Marquesado.

El temporal ha azotado con fuerza toda España pero, tal vez, dentro de unos años algunos sólo recuerden que nevó en Madrid, allí donde está el epicentro informativo, donde los votos valen más.

Y todo, a pesar del esfuerzo de la prensa de provincias estos días para recordar que sus habitantes no son ciudadanos de segunda. Que sus gentes prefieren las botas de montaña y las zapatillas. Que no se ponen corbata cada día. Que no se bajan de un 4X4 impoluto en traje y zapatos de piel para ir a un gabinete de crisis. Que no quitan nieve en vaqueros de marca y con pala. Que son de estilo serrano, que no de Serrano, la calle madrileña. Allí también la nieve lo ha cubierto todo de blanco pero no ha faltado la luz ni la cobertura de teléfono móvil. En las borrascas, como en la vida, depende de dónde vivas.

Contenido archivado en:
    PUBLICIDAD
  • Gasoleos Marin
  • Talleres Manchegos
Síguenos en:

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar la navegación, mejorando así su experiencia y nuestros servicios.

Saber más Aceptar
×

Suscríbete

Recibe las noticias de Cuenca, los reportajes y los contenidos más interesantes donde tú prefieras.

Suscribirme