Síguenos:
Edición digital

Las luces de los políticos

Por Leo Cortijo

Comparte este artículo:
19/3/2021
Comparte este artículo:

Menos mal que en esta tribuna me dirijo a ti de semana en semana y no de mes en mes. Tal y como evolucionan los acontecimientos, en apenas siete días puede haber cambiado medio Gobierno, la presidencia de tres comunidades autónomas y hasta la ubicación de las Casas Colgadas si se tercia. Bueno, en realidad el terremoto ha sido exclusivamente político y más bien en clave nacional. En casi todos los partidos cuecen habas y andan las aguas revueltas, pero, por el momento, esa onda expansiva todavía no ha llegado a Cuenca. Por el momento, repito. Aunque eso sí, aquí la fuga de militantes de Ciudadanos ya se produjo hace unos meses y no fueron pocos. Más allá de profusos análisis políticos –Dios me libre de castigarte así en pleno viernes– sí hay que tener clara una cosa dentro del maquiavélico guión que los políticos se han dedicado a interpretar en los últimos días. No sé cómo Netflix no ha pensado ya en un House of Cards a la española… Si el gran Cuerda levantara la cabeza, rodaba un amanecer, un atardecer y un anochecer del tirón. A lo que voy, que me lío, eso que te decía que hay que tener claro es que la principal prioridad para la clase política, como ha quedado perfectamente demostrado, es la gestión de la pandemia. Eso es lo único que les roba horas de sueño. Podemos estar tranquilos, estamos en buenas manos. [Modo ironía: activado].

Dicho esto, vamos al tema local que nos ocupa, porque aquí la semana ha sido más bien tranquila. En nuestra Cuenca cuaresmal y casi primaveral, en la que ya huele a cera –en sentido figurado– gracias a las exposiciones de la Junta de Cofradías, el debate es otro. Y no es político. Es el cambio del alumbrado público, que en las últimas semanas ha generado ese runrún tan nuestro como el resolí o el alajú. A veces creo que no podríamos vivir sin él. Sin el runrún, digo. Bueno, resulta que el cambio de luminarias en el 90 por ciento de la ciudad ha generado algunas controversias y ríos de tinta (digital) en el ágora del siglo XXI, las redes sociales. Ya pasó en el Casco Antiguo, cuando por error se empezó a sustituir el característico ámbar por el frío blanco del LED. Esa inoportuna modificación se paró en seco. Ahora bien, tampoco ha gustado el cambio en la zona centro, tanto en el entorno del Parque de San Julián, como en Princesa Zaida o en algunas de las principales calles. El colectivo vecinal de la zona se ha quejado porque el resultado no le ha gustado. Cree que sólo se ha tenido en cuenta la variable del ahorro energético y no aspectos estéticos.

El Ayuntamiento, sin entrar a replicar el comunicado de la asociación de vecinos, ha apuntado algunas claves en la edición de ayer de La Tribuna. Básicamente, el concejal responsable del asunto viene a decir que el cambio de luminarias todavía es un proceso en curso y que por tanto no es conveniente valorar algo que aún no está finalizado al cien por cien. Es más, comenta que mientras que se reemplazan las luces hay una auditoría en paralelo que se encarga de evaluar el resultado de los trabajos. Y así, en aquellas zonas en las que se detecten errores, deficiencias o cualquier otro tipo de problema, se actuará en consecuencia.

Sólo cabe esperar que así sea, y que en esos puntos en los que el remedio haya sido peor que la enfermedad se ponga solución. Algunos hay, la verdad. Basta con darse un paseo por el centro cuando cae el sol, afloran los luxes y salen a relucir, nunca mejor dicho, algunas imperfecciones. Confiemos en que, al final, el proyecto de un cambio prácticamente total del alumbrado público tenga más luces que sombras. Y así termino, con esa tarea pendiente para los que rigen las riendas de nuestro Gobierno local. Y uno esto, las luces, con las pocas que gastan algunos de nuestros representantes –de todos los colores– a nivel nacional, más preocupados por sus poltronas que por lidiar con la que tenemos encima. En todos los sentidos. ¡Ni que hubiese un pandemia mundial!

Contenido archivado en:
    PUBLICIDAD
  • Campaña piezas pan
  • Pequeños Sueños
  • Gasoleos Marin
  • El despertar de los sentidos
  • UCLM
Síguenos en:

Utilizamos cookies propias y de terceros para analizar la navegación, mejorando así su experiencia y nuestros servicios.

Saber más Aceptar